Yoga adultos Clases de Yoga

La práctica del Yoga como disciplina debe ser realizada todos los días, para tener un cuerpo sano, flexible y ágil, así como, una mente despejada. El Yoga se recomienda para las personas mayores con asanas o postura específicas que benefician al cuerpo. La práctica se debe hacer en un sitio abierto o bien ventilado, preferentemente antes de ingerir alimentos y con tranquilidad para evitar esfuerzos.

Los mayores beneficios que se pueden obtener son: flexibilidad, equilibrio y dominio mental.

  • La flexibilidad se adquiere con la realización de diferentes posturas para contrarrestar la falta de movimiento con la que nos podemos topar al llegar a determinada edad.
  • El equilibrio es imprescindible para evitar caídas, que puedan tener consecuencias importantes.
  • El dominio mental es para no perder la memoria y saber qué hacer y cómo actuar en cualquier momento.

Estas razones son más que válidas para ejercitar el cuerpo y la mente a diario para reforzar músculos, huesos, mente.

También es muy importante oxigenar el organismo, esto se puede hacer con pranayamas o ejercicios de respiración que ayudarán a que el aparato respiratorio se mantenga ventilado y lleve la energía y el oxigeno al cerebro, para regenerar neuronas y órganos vitales.

La respiración estimula la circulación, ayudar a prevenir enfermedades respiratorias y a limpiar las fosas nasales. Algunas posturas de yoga solucionan problemas específicos como la presión arterial y el sistema nervioso, así como enfermedades del corazón. El Yoga también promueve un enfoque positivo a la vida.

Las posturas más apropiadas para los adultos mayores tienen base en el Hatha Yoga y Tantra Yoga, ya que son posturas corporales acordes a la edad y salud del practicante.

"Entonces, si deseamos seguir llenos de vitalidad, el Yoga es excelente opción para sentirnos útiles."


top